Logo Vodafone

Compartir en:

Todo lo que necesitas saber sobre los nuevos iPhone 11

Atención, pregunta: nombra un nuevo producto de Apple que mejora significativamente a su anterior generación y que además sea más barato. Sí, es una lista corta, pero eso se resume muy acertadamente en el precio del iPhone 11, que hace bueno el dicho “más por menos”.

Así es, presentado en septiembre pasado junto con el iPhone 11 Pro y el iPhone 11 Pro Max, el iPhone 11 está fabricado en aluminio (los Pro tienen marco de acero), tiene una pantalla LCD (frente a OLED en los Pro) y solo dos cámaras traseras (en comparación con tres en los Pro). Pero realmente hay que pensar en el iPhone 11 como el sucesor del iPhone XR, que fue el modelo de menor precio presentado por los de Cupertino en 2018.

Así, el nuevo iPhone 11 llega al mercado con la clara intención de mostrar un avance en varios aspectos respecto a sus predecesores. Sobre todo en el aspecto fotográfico, donde destaca un Modo Noche realmente fantástico, un aumento de batería notable y un rendimiento realmente excepcional gracias al nuevo chip A13 que ha integrado Apple en los nuevos teléfonos de la firma; y que logra abrir las aplicaciones un 20% más rápido y mejora la autonomía durante el día a día.

Veamos los aspectos en los que destaca esta nueva gama de teléfonos de Apple:

Un tamaño acorde con su diseño

Definitivamente no es difícil diferenciar el iPhone 11 de sus versiones Pro. El iPhone 11 presenta un cuerpo de aluminio y vidrio; y viene en un arco iris de colores que van del púrpura al verde (que son los colores recién llegados) uniéndose a las variantes negras, amarillas, blancas y rojas que se retienen del iPhone XR.

Pero el iPhone 11 Pro y el iPhone 11 Pro Max optan por un aspecto más sofisticado. Estos teléfonos usan acero inoxidable para su marco y el vidrio tiene un acabado mate. Sus opciones de color son más estables e incluyen una versión verde medianoche junto con opciones más tradicionales, como Space Grey, Silver y Gold.

Apple enfatizó mucho en la durabilidad del iPhone 11 Pro y 11 Pro Max cuando presentó esos teléfonos. Así los tres nuevos iPhones cuentan con clasificaciones de resistencia al agua y al polvo IP68, aunque no todas las clasificaciones IP68 aparentemente son iguales. Por ejemplo, el iPhone 11 puede sobrevivir una inmersión de 30 minutos en hasta 2 metros de agua, mientras que los modelos Pro pueden ir un poco más profundo: a 4 metros.

Las mismas dimensiones que viste con el iPhone XS, XS Max y XR regresan con los modelos de este año. El iPhone 11 Pro Max es el más largo y ancho, y por tanto el que más pesa (226 gr.). El siguiente teléfono más grande, el iPhone 11, también es el más grueso, aunque solo por una fracción de pulgada (0,83 cm frente a 0,81 cm del Pro Max). El iPhone 11 Pro es el modelo más compacto, con un peso de solo 188 gr. Y al igual que pasa con los iPhones más recientes, no se puede encontrar ningún conector para auriculares en ninguno de los miembros de la familia iPhone 11.

Una pantalla nítida y brillante

Esta es, una vez más, una historia de dos pantallas para los diferentes teléfonos inteligentes de Apple. Al igual que el iPhone XR anterior, el iPhone 11 funciona con un panel LCD, mientras que el iPhone 11 Pro y 11 Pro Max cuentan con una pantalla OLED. Si bien poco parece haber cambiado sobre el papel respecto a la Retina líquida de 6.1 pulgadas del iPhone 11, resulta ser más brillante que la del iPhone XR.

Sin embargo, cuando se mira la pantalla Super Retina XDR que adorna el iPhone 11 Pro y 11 Pro Max, te haces una idea de por qué estos modelos cuestan más: ambas pantallas son súper nítidas y brillantes, los reflejos en pantalla bajan del 4,5% y tienen una precisión del color de 0,9 JNCD, en otras palabras, es prácticamente perfecto.

De hecho DisplayMate ha publicado su análisis anual de la pantalla de los nuevos iPhone, en este caso de la pantalla de los iPhone 11 Pro y iPhone 11 Pro Max. Y la pantalla Super Retina XDR se corona sin duda como la mejor pantalla en un smartphone actual, honor que hasta ahora tenía el Samsung Galaxy Note 10+.

El iPhone 11 también dispone de un sonido estupendo, compatible con Dolby Atmos, así que en su pantalla se pueden ver películas y series como si fuera una tele de alta definición en miniatura. Lo mismo ocurre con los videojuegos, especialmente los títulos de Apple Arcade, la plataforma de videojuegos por suscripción que acaba de lanzar la compañía que dirige Tim Cook.

Una cámara con ultra resolución

Esta tecnología es probablemente la gran diferencia entre los nuevos modelos de Apple. El iPhone 11 cuenta con dos cámaras traseras: una lente gran angular de 12 megapíxeles con una apertura f/1.8 y una lente ultra gran angular de 12 megapíxeles con una apertura f/2.4. Las lentes duales brindan un zoom óptico de 2x y el campo de visión de 120 grados de la lente ultra gran angular significa que se puede capturar más del entorno en imágenes.

Esas dos cámaras también están presentes en el iPhone 11 Pro y 11 Pro Max, pero se les une una tercera lente de 12 megapíxeles. Este teleobjetivo presenta una apertura f/2.0, que permite un 40% más de luz que el teleobjetivo que Apple incluyó en el iPhone XS del año pasado.

A pesar de la lente adicional en los modelos Pro, los tres teléfonos admiten muchas de las mismas características de la cámara. Ya sea que tengas un iPhone 11 o uno de los modelos Pro, un nuevo Modo Nocturno significa mejores imágenes con poca luz. Los tres teléfonos nuevos también ofrecen QuickTake, una nueva función de cámara en la que puede capturar videos mientras también toma imágenes fijas con solo presionar el obturador. Incluso la próxima función Deep Fusion, que estará disponible como actualización de iOS 13 en un futuro, combina nueve tomas diferentes para lograr una imagen más detallada.

Los tres teléfonos también tienen la misma cámara frontal de 12 MP y ofrecen la posibilidad de grabar videos en cámara lenta, una característica que Apple ha denominado «slofies» para goce y disfrute del mundo del entretenimiento. Esas cámaras frontales también pueden grabar videos 4K a 60 fps.

Apple ha mejorado de manera espectacular este aspecto: la estabilización de la imagen es casi mágica –si el móvil se sujeta con un poco de pericia apenas hay saltos, incluso aunque grabemos y caminemos a la vez- y las grabación en situaciones en las que hay poca luz es simplemente increíble.

Una potencia nunca vista

Sobre el papel, hay poco que diferencia el iPhone 11 de los modelos Pro, ya que los tres funcionan con el nuevo procesador Bionic A13 de Apple. Y dado que el A12 Bionic en los teléfonos del año pasado ya supera a los buques insignia de Android lanzados más recientemente, la brecha se amplía aún más con este nuevo chip.

Al presentar el iPhone 11 Pro, Apple nos dijo que podíamos esperar un 20% de mejora en el rendimiento de la CPU, la GPU y el procesador neural contenido en el A13. Esto incluye la velocidad del procesador principal y sus motores para gráficos e inteligencia artificial. Y el chip nuevo también es más eficiente energéticamente, con Apple promocionando una mejora del 40% en el consumo de energía solo para la GPU del A13.

Y es que el procesador A13 es la base de la tecnología de Apple. La empresa de Cupertino diseña los chips por su cuenta, una estrategia que le permite mantener una ventaja en rendimiento sobre los teléfonos Android de alta gama. Con sus propios diseños, Apple puede seleccionar la cantidad exacta de silicio que destina para el consumo de energía, memoria caché de alta velocidad, inteligencia artificial y gráficos.

Además, el iPhone 11 Pro Max cuenta con el misterioso chip U1, que Apple estrena en la gama iPhone 11, y que mejora las comunicaciones inalámbricas cercanas. De esta forma, AirDrop y todas las conexiones Bluetooth funcionan sin ningún tipo de problema.

Una duración de la batería optimizada

Los lanzamientos de iPhone del año pasado nos presentaron un mundo al revés donde el modelo menos costoso de Apple, el iPhone XR, también tenía la batería de mayor duración. El orden ha sido restaurado en este universo con la línea de iPhone 11. Ahora, el iPhone 11 Pro Max toma la corona con una batería un 25 % más grande que la del iPhone XS Max. Este cambio, junto con un sistema de bajo consumo que estrena el procesador A13 Bionic, hace que el terminal tenga hasta cinco horas más de autonomía que su antecesor.

¿Qué significa eso? Pues que lo cargarás una vez cada dos días. Y puede durar un promedio de 12 horas en streaming de video o mientras se navega continuamente por la web. El iPhone 11 Pro mejora el resultado por encima del promedio del iPhone XR, con aproximadamente una hora por detrás del iPhone 11 Pro Max, mientras que el hermano pequeño, el iPhone 11, se queda cerca de las 10 horas en estas circunstancias de máximo aprovechamiento de recursos.

También el iPhone 11 Pro y 11 Pro Max se cargan más rápido. Esos modelos se distribuyen con un cargador de 18 vatios que permiten obtener hasta un 55% de carga después de 30 minutos. El iPhone 11 también admite una carga más rápida, aunque tendrás que comprar su propio adaptador de 18 vatios.

iOS 13, el sistema operativo del iPhone 11 también funciona a las mil maravillas en los tres modelos de la nueva gama. Las aplicaciones se abren rápido, el modo oscuro es tremendamente atractivo, el rediseño de los recordatorios es funcional a más no poder… Además configurarlo de cero es absolutamente sencillo, gracias al nuevo sistema de transmisión de datos que no hace necesario pasar por la copia de seguridad de iTunes: tan solo hay que juntar el teléfono antiguo y el nuevo y toda la info saltará de un aparato a otro. Este nuevo sistema funciona si el anterior teléfono cuenta con iOS 12.4.

Conclusión: ¿Con cuál iPhone 11 quedarse?

Después de analizar los nuevos iPhones, está claro que el iPhone 11 Pro Max es el mejor modelo de los tres, gracias a su pantalla expansiva y a la batería de larga duración. El iPhone 11 Pro Max más económico cuesta en Vodafone 1.116 euros. Pero su capacidad es de tan solo 64 Gb que no puede ser ampliada con ninguna tarjeta externa. A todas luces, esa cantidad es insuficiente, sobre todo pensando en la gran cantidad de vídeos y de fotografías en altísima resolución que sus usuarios van a tomar con este aparato. Lo más lógico sería comprar la versión de 256 GB que cuesta 1.278 euros.

Lo bueno es que el iPhone 11 es unos 400 € más barato (puedes comprar el iPhone 11 en Vodafone desde 702 €) y ofrece un rendimiento comparable y una buena duración de la batería. En cuanto al iPhone 11 Pro, es un buen modelo si te gustan los teléfonos un poco más compactos. Y, en este caso, lo puedes encontrar desde 1.008 €. Puedes consultar los precios de todas las opciones en Vodafone.

Compartir en: